©nito – stock.adobe.com

Así como el Puente del Alamillo, este puente también es uno de los principales nexos entre la Isla de la Cartuja y el casco antiguo. Los ingenieros encargados de su diseño fueron Marcos Jesús Pantaleón y Juan José Arenas, también con motivo de la Expo’92.

No se construyó directamente sobre el río Guadalquivir, sino que se edificó en tierra y se arrastró girándolo con barcas en el año 1989.

El arco mide 214 metros y ambas entradas hacen la figura de un triángulo isósceles, que a su vez hacen la función de atirantar para sostener el tablero o pasarela.

Debido a su elegante construcción es reconocido mundialmente en el ámbito de la arquitectura e ingeniería. Lo que se consigue con la forma que tiene es que el peso del tablero y de los coches suba por los estantes rojos centrales, se derive al arco, y se acabe bifurcando en las entradas triangulares.

Por cierto, su nombre original era Puente Mapfre, puesto que la empresa lo financió, pero desde un primer momento se le conocería por Barqueta.

Mapa

Loading
Center map
Traffic
Bicycling
Transit

Opiniones